El secreto para aprender nuevas habilidades dos veces más rápido

Aprender una nueva habilidad no depende tanto de cuanto practiques, sino de cómo practicas.

La clave consiste en variar sutilmente tu entrenamiento con cambios que mantengan a tu cerebro aprendiendo. Cambiando tu rutina, una nueva investigación dice, puedes reducir el tiempo que necesitas para adquirir una nueva habilidad a la mitad.

Adquirir nuevas habilidades motoras requiere repetición, pero la repetición iterativa es mucho más efectiva que simplemente hacer la misma cosa una y otra vez. Un nuevo estudio de la Universidad Johns Hopkins encontró que modificar las sesiones de práctica hizo que los participantes aprendieran una nueva habilidad motora (basada en informática) más rápido que la simple repetición. Los resultados sugieren que un proceso llamado reconsolidación está presente en el trabajo.

Reconsolidación es un proceso en el que "memorias existentes son recordadas y modificadas con nuevos conocimientos." El nuevo estudio, dirigido por el profesor de la Universidad Johns Hopkins Pablo Celnik, demostró que la reconsolidación también es clave para aprender las habilidades motoras, un proceso sobre el que se conocía muy poco.

"Lo que encontramos es que si practicas una versión ligeramente modificada de la tarea que quieres dominar", dijo Celnik, "realmente aprendes más, y más rápido que si sólo siguieras practicando exactamente la misma cosa varias veces al día."

Ochenta y seis voluntarios fueron capacitados para manipular el cursor en la pantalla de una computadora apretando un pequeño dispositivo. Tres grupos cada uno capacitado por sesiones de 45 minutos. Entonces, seis horas después, un grupo repitió el mismo ejercicio, mientras que otro grupo realizó una versión modificada con una pequeña diferencia en la fuerza que se requería para apretar el dispositivo. Ambos de estos grupos repitieron la primera tarea al día siguiente, y un grupo de control sólo hizo una sesión por día.

El grupo de control fue el que peor lo hizo, apenas la mitad del grupo que simplemente repitió el proceso. El grupo que cambió cosas fue el que mejor lo hizo, superando por casi el doble al grupo entrenado de manera repetitiva.

El truco para hacer este trabajo es hacer pequeñas variaciones en las sesiones de práctica, "similar a ajustar un poco el tamaño o el peso de un bate de béisbol, raqueta de tenis o pelota de fútbol entre las sesiones de entrenamiento." los grandes cambios parecen no servir.

"Si haces que la tarea sea demasiado diferente, las personas no obtienen el aprendizaje que observamos durante la reconsolidación. La modificaciones entre sesiones tienen que ser sutiles", dice Celnik.

Duplicar tu rendimiento en un periodo de formación corto de este tipo es algo para destacar. Los músicos pueden aprender nuevas habilidades más rápido, los guitarristas podrían practicar sus escalas en diferentes partes del diapasón por ejemplo, y tal vez los principios podrían ser utilizados para ayudar a los amputados a aprender a utilizar sus nuevas prótesis más rápido. El estudio tiene, señalan los autores "fuertes implicaciones para la rehabilitación."

Los mejores trucos del sitio en tu correo
Suscríbete para recibir más artículos como este.
SEGUINOS:
Publicado originalmente en fastcoexist

Compartir :)