Cómo evitar ser sutilmente manipulado por las personas carismáticas

El carisma tiene un lado oscuro. A menudo nos sentimos atraídos por las personas carismáticas, a pesar de que puedan enmascarar agendas menos-benignas.

Los científicos sociales, incluyendo a Robert J. House y Jane Howell, investigando desde la década de 1990, han descubierto que en realidad hay dos tipos de líderes carismáticos: Algunos buscan el bien general (a veces llamados líderes "BG" para abreviar), mientras que otros están interesados ​​principalmente en el "Bien Propio" ("BP").

El primero utiliza sus habilidades personales para servir necesidades colectivas; como en una empresa, comunidad o país entero. Pero este último usa esas mismas habilidades y recursos para servirse a sí mismos y hacer avanzar sus propios intereses.

Muchos de nosotros creemos que reconocemos la arrogancia y el narcisismo cuando lo vemos, pero no siempre es el caso. En la práctica, puede ser difícil distinguir estos dos tipos de carismas. Los líderes con intereses propios hablan de la misma forma que aquellos que realmente se preocupan por las necesidades del grupo. Si ambos líderes suenan igual, ¿cómo puedes saber a cuál seguir?

Amplia tu lente de observación

En primer lugar, dejar de sólo escuchar lo que dicen los líderes de manera aislada.

El carisma a menudo hace que sea fácil que seamos cautivados por el mensaje de alguien a expensas del contexto de alrededor y otros factores. En vez de ello, haz un esfuerzo consciente para observar las dinámicas del equipo o equipos que rodean al líder carismático al que estás escuchando.

Hay tres diferencias fundamentales en la forma en que los equipos de los dos tipos de líderes interactúan entre sí y con sus líderes:

1. Ambos pueden articular una visión convincente, pero sólo los líderes por el "bien general" involucran realmente a los demás al realizarlo. Esta es la señal a notar. Las personas en estos equipos son activados más por los principios e ideas de sus líderes, y están menos apasionados sólo por el personaje.

2. Los líderes colectivistas hablan más en términos de desafíos, oportunidades y alcanzar potencial, mientras que los líderes por sus propios intereses se enfocan en los competidores y villanizan a la oposición. Sin embargo, ambos tipos prestan mucha atención al entorno competitivo, así que ten cuidado de los líderes que pasen más tiempo atacando a los demás que articulando posibilidades.

3. Observa la forma en que demuestran confianza. Ambos tipos de líderes carismáticos tienen exteriormente confianza, pero los líderes "BP" tienen egos más frágiles. Es por eso que se rodean de personas que los adoren y sólo desacuerdan por show. Los líderes "BG" se sienten más cómodos con desacuerdos honestos e invitan a las personas inteligentes a su círculo para que les ofrezcan perspectivas totalmente diferentes. Su sentido de confianza en sí mismo no es sacudido por los desacuerdos.

Cómo ambos tipos de líderes pueden ayudarte o perjudicarte

Ambos tipos de líderes pueden tener un efecto profundo en tu organización y tu carrera. Bajo la dirección de un líder más enfocado al grupo, los lugares de trabajo en general son ambientes psicológicamente más seguros donde la gente tiene el espacio que necesita para desarrollarse. Con el tiempo, los miembros del equipo ganan más confianza y desarrollan relaciones más estrechas con su líder, así como con los demás.

Fundamentalmente, estos equipos pueden funcionar y continuar con su trabajo, incluso cuando sus líderes no están presentes; tienen la libertad y el estímulo mutuo para poder auto-organizarse.

Seguir a los líderes con intereses propios, por el contrario, puede dañar seriamente tu carrera. Su liderazgo normalmente decepciona: puedes creer su gran visión, sólo para darte cuenta de que la grandeza nunca se extendió más allá de la propia personalidad del líder. Es posible que trabajes muy duro en su nombre, pensando que te están defendiendo o cuidando, cuando en realidad puede que ni siquiera estés en su radar.

El peligro de seguir a un líder carismático que está más absorto en sí mismo es que pueden estar más interesados en usar tus metas y aspiraciones para apoyar las suyas propias; podrían diferir considerablemente, pero este tipo de líder intentará hacer esa brecha sea difícil de percibir. En última instancia, hay más probabilidades de que termines lanzado debajo del autobús o salir con una reputación dañada.

Sin embargo, hay una advertencia importante aquí: Cuando se trata de motivación humana, todos somos bolsas mezcladas, por así decirlo; cuidando de nosotros mismos y buscando el bien general. Es raro, si no imposible, encontrar a alguien que esté subordinando todas sus metas personales a los intereses del grupo.

Aún así, es aconsejable seguir a las personas que sean capaces de ponerse a la altura de las circunstancias y cuidar a las personas sin las cuales no podrían lograr lo que están apuntando a lograr, o al menos a los líderes que hacen eso la mayor parte del tiempo. El carisma puede ser engañoso y seductor, pero prestándole atención a algunas de estas señales menos evidentes, puedes ser más consiente de a quién seguir y a quien dejar de lado.

Los mejores trucos del sitio en tu correo
Suscríbete para recibir más artículos como este.
SEGUINOS:
Publicado originalmente en fastcompany

Compartir :)